Unos dientes armoniosos y en una buena posición, si están enmarcados en unos labios bonitos proporcionan en definitiva la sonrisa perfecta.


Por ello el cuidado de nuestros labios cobra una gran importancia y más en época estival.



¿Sabías que la piel de los labios es 5 veces más fina que la del resto del rostro y por eso se deshidratan con más facilidad?



Los labios son una parte de nuestro cuerpo muy vulnerable, ya que se encuentran siempre en permanente exposición a los agentes medioambientales y a la radiación solar, por lo que es muy importante protegerlos, hidratarlos y cuidarlos a diario para evitar que se agrieten, se resequen y aparezcan las molestas pielecillas.


Además, carecen de melanina y glándulas sebáceas, y esto hace que las variaciones climáticas dilaten muy deprisa la piel del labio, produciendo grietas y pequeñas arrugas, y favoreciendo su deshidratación. Como consecuencia de esto, la textura de los labios se deteriora profundamente.


Si quieres que tus labios estén perfectamente hidratados y suaves, cuida y protege esta parte tan sensual del rostro.


Usa bálsamos labiales que proporcionen la hidratación y protección que tus labios necesitan y si contienen Aloe vera y vitamina E mucho mejor, porque ayuda a tener los labios suaves y jugosos a la vez que los protege de los radicales libres .